Apología (del latín apologĭa, y este del griego ἀπολογία, «defensa», «justificación») es un argumento , en el que se defiende, elogia o justifica a una persona, idea, acción o inacción que está usualmente bajo controversia y que es, o puede ser un delito. La aclaración formal de un problema, creencia u opinión.

31 octubre 2009

Ame su causa



15 de Octubre 2009

Inauguración exposición
"De Chile con D-olor"
como parte del Encuentro de Artes Visuales los N200
Espacio Cellar, Padre Miguel de Olivares 1643, Stgo. Centro




Ame su causa

Obra textil y acción de arte


La obra textil, inspirada en las arpilleras de Violeta, fue presentada para la convocatoria de los N200. La acción de arte la realicé para la Inauguración de la muestra, utilizando elementos rituales y un volante recogido de una protesta por Malena, llevado a una escala pequeña.











video

Texto de Victor Hugo Bravo, curador de la muestra:

VHB - DE CHILE CON D-OLOR Resumideros del vacuo constrictor.

“La sociedad contemporánea está habitada por subjetividades toxicopornográficas: subjetividades que se definen por la sustancia (o sustancias) que domina sus metabolismos, por las prótesis cibernéticas a través de las que se vuelven agentes, por los tipos de deseos farmacopornográficos que orientan sus acciones. Así, hablaremos de sujetos Prozac, sujetos cannabis, sujetos cocaína, sujetos alcohol, sujetos ritalina, sujetos cortisona, sujetos silicona, sujetos heterovaginales, sujetos doblepenetración, sujetos Viagra, etcétera.

No hay nada que desvelar en la naturaleza, no hay un secreto escondido. Vivimos en la hipermodernidad punk: ya no se trata de revelar la verdad oculta de la naturaleza, sino que es necesario explicitar los procesos culturales, políticos, técnicos a través de los cuales el cuerpo como artefacto adquiere estatuto natural. El oncomouse, ratón de laboratorio diseñado biotecnológicamente para ser portador de un gen cancerígeno, se come a Heiddegger. Buffy, la televisual vampira mutante, se come a Simone de Beauvoir. El dildo, paradigma de toda prótesis de teleproducción de placer, se come la polla de Rocco Siffredi. No hay nada que desvelar en el sexo ni en la identidad sexual, no hay ningún secreto escondido. La verdad del sexo no es desvelamiento, es sex design.”

Beatriz Preciado

De Chile con dolor, se construye desde la opacidad productiva, con propuestas entrelazadas en lo bizarro, lo anómalo y una estética recalentada que revierte toda posible contemporaneidad para re-suscitar un estigma modernista serie B.

Bajo una línea de definición emocional, cada artista convocado se fractura al momento de repensar la obra en una actualidad confrontada a los medios múltiples, a los pensamientos lucidos y a los lineamientos de una buena actitud, en el campo de lo aseado, lo puro, lo lucido y asertivo del arte que acostumbramos reconocer.

Las migraciones estéticas y conceptúales, las divagaciones y acertijos contextuales nos dirigen claramente a un espacio medial de obra, de acciones que se instalan en un rango de posicionamiento pre-diseñado, ajustado a las oferta u demandas de la institución, el hecho de emplazar una paralela a la institución ya define un acercamiento al desciframiento del acertijo.

Bajo esta idea el perro no descansa y en si incuba la configuración de una nueva criatura bestial, organizada en otros sistemas de biología productiva que lo convierten en un devorador de acontecimientos, de traslados y maledicencias donde se sitúa esta curaduría.

Organizada en un mapeo simple y esbozado podemos delinear algunos conceptos que hacen plataforma:

ERRORESIMPERFECCIONOBVIEDADES DESCONSTRUCCIONEMOCIONALIDADPRECARIEDADFRAGILIDAD

Deslindando desde aquí formas y métodos productivos que están bajo el rango de la mínima o nula participación en un escenario codificado, tampoco es el under-refrito sino una incapacidad, en el mejor de los sentidos, de estar dentro de algo, de configurar centro y menos periferia algo que enarbola la constitución permanentemente subjetiva fuera de todo marco de análisis, fuera de toda contingencia, fuera de todo recipiente contenedor que indique lugar y posición.

Generando un correlato desde una mirada plástica, esta propuesta anuda y mezcla químicamente las partes para formular una suerte de gran obra (espacio orgánico-corpóreo) fragmentada, una noción desequilibrada y atentadora de la colectividad, escasa en los sistemas actuales de distribución y escenificación, indagando en esas partes desarticuladas que se refugian en la búsqueda de un cuerpo que las contenga y las signifique para evitar referirse a sí mismas en una retórica romántica inerte, se hace cuerpo del fragmento, del miembro deforme, de lo amputado y repuesto, del rechazo, de lo extrañó.

Un punto de realidad anclada, esta en la deformación del entendido político, escapando claramente de un sentido concreto y digerido de una etapa social donde la asertividad y necesidad del ser político constituyo mas que un acontecimiento estético una formulación de las ideas, de los prefijos formativos del individuo, de una definición de formas, en este caso una vacuidad estancada resume tales posiciones en un peyorativo reducto de espacios vacíos, lisos, descalcificados pero donde justamente se incorpora una melancólica y acentuada resemantizacion imposible, un deseo-intento que pretende quizás hacerse cargo de una patológica culpa que logre llenar la nimiedad gloriosa.

Este centro medular de ser y no estar, de producir y no generar, de practicar y no comprender es el sitio del deseo, informe, inocuo, procaz y muy efectivo al momento de colectivizar desde el retazo acéfalo.




No hay comentarios: